Miércoles, 28 de enero de 2009

UN POCO DE HISTORIA:

Hacia finales del siglo XIX el científico alemán Max Uhle, luego de realizar algunas excavaciones en los alrededores de la Huaca del Sol, fue el primero en descubrir los restos de una nueva cultura a la que bautizó como "Proto Chimú". El arqueólogo peruano Julio C. Tello es quien dio el nombre "Moche" con el que hasta el día de hoy se conoce a esta cultura.
Sin embargo, fue Rafael Larco Hoyle quien realizó los avances más significativos en las investigaciones sobre esta cultura, ordenando el desarrollo Moche en 5 fases y plasmando sus valiosos hallazgos en el libro "Los Mochica" que fuera publicado entre 1938 y 1939.
Aunque los arqueólogos aún no se ponen de acuerdo para determinar un período exacto del desarrollo Moche, es común ubicar a esta cultura entre los años 100 d.C. y 700 d.C.
Actualmente se suelen usar como sinónimos los términos "Moche" y "Mochica" para nombrar a esta cultura, pero esto puede prestarse a confusión ya que la palabra "mochica" hace referencia a la lengua posthispánica de la costa norte denominada "muchik", que fue utilizada ampliamente hasta hace un siglo y que en menor escala se sigue usando hoy. Los pobladores Moche son anteriores en 500 años a los mochica-hablantes, sin embargo no se puede descartar que hayan sido sus antepasados.

LA GEOGRAFÍA Y EL ENTORNO NATURAL:

El escenario geográfico donde se ubica la cultura Moche es la costa norte del Perú, abarcando territorios que van desde el valle del río Lambayeque en el departamento del mismo nombre, hasta el valle del río Nepeña en Ancash; sin embargo el núcleo de esta cultura se situó entre los ríos Moche, Chicama y Virú en La Libertad... < Ver Mapa >
Gran cantidad de islas como Guañape, Chao, Macabí y otras, se erigen frente al litoral que perteneciera al territorio Moche, como olvidados relictos de una cordillera que en tiempos remotos corría paralela y muy cerca del mar.
Para Rafael Larco Hoyle el clima que imperó en los territorios Moche ofreció condiciones favorables para el incremento de la población y contribuyó al desarrollo cultural. Se presume que en aquellos tiempos el clima fue cálido, con algunas variaciones de acuerdo con la estación, y se caracterizaba por tener precipitaciones más abundantes y persistentes durante el verano, produciendo una sensación fresca cuando el calor arreciaba y permitiendo el uso de extensiones más grandes de tierras con fines agrícolas.
Debido a la escasez de lluvias y a la elevada temperatura de la costa norte, ésta región presenta una vegetación no muy abundante, con matorrales, formaciones boscosas de espinas, especies arbustivas y otras que para vivir sólo requieren la humedad que captan de la atmósfera. No obstante hacia el norte se aprecian con mayor frecuencia algunas especies arbóreas como el algarrobo y el faique.
Entre las principales especies de flora que existieron en los terrirorios Moche y que probablemente algunas de ellas hayan tenido su centro de origen en esa región destacan el maíz, frijol, pallar, papa, yuca, camote, pepino, tuna, melón, guayaba, papaya, palta, pacae, lúcuma, chirimoya, guanábana, tumbo, calabaza, zapallo, san pedro, achupalla, totora y otras más.
La fauna, por otro lado, estuvo conformada por especies como la llama, el cuy, venado, ocelote, gato montés, puma, zorro, hurón, nutria marina, murciélago, iguana, búho, paca paca, cóndor, gallinazos, gaviotas, águilas, halcones, patos, garzas, gallinetas, gallaretas, camarones, cangrejos, langostas, caracoles, spondylus y peces como el tollo, raya, corvina, pejerrey, sardina, anchoveta, chita, lisa, entre otros.
Cabe resaltar que el hombre Moche supo vivir en armonía con su entorno natural, prueba de ello es que gran cantidad de sus expresiones artísticas reflejan las riquezas naturales que existieron en su medio ambiente, bien sea de manera realista o simbólica.

EL PUEBLO: ACTIVIDADES Y TRADICIONES:

El notable desarrollo que alcanzó la agricultura durante el período Moche originó el crecimiento de la población, que al mismo tiempo generó una creciente demanda de alimentos. Ante ello la estructura social Moche debió organizarse de tal forma que permitiera garantizar un orden social estable.
Los gobernantes Moche, que en muchos casos adquirían rangos divinos, eran los responsables de asegurar la producción de alimentos y de defender el territorio, y para desempeñar una acertada labor requerían de un pueblo totalmente integrado. Es así que la organización social Moche estuvo conformada casi exclusivamente por dos clases: los gobernantes y el pueblo.
La sociedad Moche era muy apegada a sus creencias religiosas y tenía por divinidad suprema a un personaje mitológico de rasgos felinos, con grandes colmillos y un tocado semilunar en la cabeza, al que Rafael Larco Hoyle dio el nombre de "Ai Apaec", que en la lengua que hablaban los antiguos Chimú significa "Dios".

LA ARQUITECTURA:

Los Moche desarrollaron monumentales e impresionantes obras arquitectónicas, entre las que se distinguen unas de carácter público y otras de tipo doméstico.
Las estructuras públicas fueron construidas, por lo general, sobre plataformas cuadradas o rectangulares, con terrazas escalonadas, techos decorados, paredes pintadas con variedad de colores y con iconografía religiosa. Las obras domésticas, en cambio, son mucho más simples, y estuvieron conformadas por conjuntos de habitaciones dispuestas una a continuación de la otra.
Numerosas construcciones piramidales de origen Moche han adquirido gran importancia por los hallazgos que se han realizado en ellas, destacando Pañamarca en el departamento de Ancash; Sipán y Pampa Grande en Lambayeque; La Cruz, Cao Viejo, El Brujo, Mocollope, Galindo, Dos Cabezas, Pacatnamú, San José de Moro, Huaca del Sol y Huaca de la Luna en La Libertad.
Las edificaciones más importantes de esta cultura, por su posición estratégica y el contexto laboral, habitacional y funerario asociado a ellas, se levantan en el valle del río Moche y son la Huaca de la Luna y la Huaca del Sol.
La Huaca de la Luna fue el templo sagrado en donde se realizaban las ceremonias y rituales de tipo religiosos, y cuyas paredes aún conservan los adornos y pinturas murales polícromas elaboradas en aquellas épocas.
La Huaca del Sol era el centro de poder político y administrativo, se erigió sobre una plataforma rectangular de 228 m de largo por 136 m de ancho, y tuvo una altura de 40 m. El cronista boliviano Antonio de la Calancha recogió la creencia popular que indica que esta imponente construcción había sido levantada por 200,000 hombres en tres días de trabajo, utilizando para ello unos 130 millones de adobes. Un hecho cierto es que hoy sólo se puede apreciar parte de la construcción original de la Huaca del Sol, ya que más de media pirámide fue destruida por sucesivos fenómenos de El Niño y por acción de los saqueadores que llegaron a desviar el río Moche con el fin de apoderarse de los tesoros que allí se guardaban.
Las construcciones piramidales resaltaban por las coloridas pinturas murales que presentaban sus paredes, y es que fueron los Moche quienes dieron gran lustre al arte pictórico. En los muros se revelan partes de relatos mitológicos y se representa a seres mágico-religiosos.
Lamentablemente, las pinturas murales, una vez descubiertas, se deterioran rápidamente, en algunos casos por causas ambientales y en otros por la acción humana.

LA ORFEBRERÍA:

Los Moche fueron eximios orfebres y alcanzaron un alto grado de perfeccionamiento al trabajar el oro, la plata, el cobre y diversas aleaciones, a través de hornos simples con pequeñas corrientes de aire canalizadas por tubos.
Los Moche elaboraron objetos de tipo utilitario como cinceles, agujas, cuchillos, anzuelos, copas, etc, y otros de tipo ornamental como collares, pecheras, orejeras, narigueras, máscaras, coronas, etc.
Debido al escaso mineral que existe en la costa norte, los Moche dieron mayor importancia a los objetos ornamentales, especialmente a aquellos relacionados con el poder político, la jerarquía social y la religión; es por ello que los acabados, la pureza y los motivos de dichos objetos son de la más alta calidad.
El oro en aquel entonces era materia divina y por ello sólo se utilizaba para engalanar a los grandes personajes, especialmente a los Gobernantes y Sacerdotes, que fueron los representantes máximos de los poderes terrenales y sobrenaturales.
Una de las muestras más importantes del arte metalúrgico de los Moche fue descubierta en 1987 en el valle del río Lambayeque, en la tumba del Señor de Sipán, donde no sólo se ha encontrado a personajes con suntuosos adornos personales, sino también finos ropajes elaborados en base a algodón sobre las cuales se cosieron diminutas láminas de oro.

LA CERÁMICA:

Cuando hablamos de cerámica del Perú prehispánico, debemos referirnos como una de las más perfectas a aquella que desarrollaron los Moche, debido a sus colores, formas, variedad de motivos y finos acabados.
La cerámica Moche presenta dos estilos muy bien diferenciados: el escultórico y el pictográfico. La cerámica escultórica, por el pequeño espacio del que dispone el artesano, presenta tan sólo uno o dos personajes, adaptando su necesidad de espacio al volumen del recipiente, y dando como resultado guerreros arrodillados, hombres enrrollados, un animal reposando, una cabeza, un fruto, etc. A este estilo pertenecen los famosos "huaco retratos" que rinden culto a la personalidad y a los estados de ánimos; así como otros que reproducen con cierta fidelidad las riquezas que conforman el entorno natural.
En los ceramios de tipo pictográfico el dibujante puede mostrar mucho más, en ellos representa grandes escenas de todo tipo, plasma numerosas personas en diferentes planos, pinta el cielo, mar, tierra, islas, playas, etc, reduciendo para ello el tamaño de los personajes. La cerámica pictógráfica fue hecha con pinceles finos, a mano segura y sin enmiendas, y presentan dibujos fáciles, vivaces y llenos de alegría, donde el pintor generalmente no dibuja lo que ve, sino lo que sabe de su modelo.
Destacan entre las representaciones de la cerámica Moche aquellas relacionadas con sus aventuras marinas, ya que el mar ofrecía numerosos recursos para su sostén, pero al mismo tiempo era el hogar de "seres monstruosos" que les infundían temor y respeto. También plasmaron los peces que extraían, y las aves que les brindaban el guano que después usaban en sus labores agrícolas.
El realismo y objetividad de los motivos de la cerámica Moche es muy variable. Las representaciones de plantas y animales son por lo general realistas, sin embargo se han encontrado ceramios de frutos teñendo flautas, papas con fisonomía humana, felinos con hocicos de zorro y espalda dentada, etc, denotándose con ello una clara mezcla entre lo subjetivo y lo objetivo.
Un detalle curioso de la cerámica Moche es que la figura masculina opaca rotundamente la presencia femenina, pues en estos ceramios el hombre aparece pescando, danzando, festejando, navegando, combatiendo, es llevado en litera, y también aparece herido, mutilado, desnudo o como esclavo. Por el contrario, la mujer sólo aparece al lado de un jarro de chicha, cargando a un niño, pariendo, como partera, o en escenas eróticas.
No obstante aquella diferenciación de estilos, se sabe que la cerámica Moche, tanto escultórica como pictórica, tiene fines netamente utilitarios, es decir, fue elaborada con el fin de servir al hombre.

Fuentes de
Información:

- "Enciclopedia Temática del Perú - Primeras civilizaciones" / Krzysztof Makowski.
- "Culturas Prehispánicas" / El Comercio y Universidad Ricardo Palma.
- "Tejidos Milenarios del Perú" / José Antonio de Lavalle y Rosario de Lavalle.
- "Culturas Precolombinas: Moche" / José Antonio de Lavalle - Banco de Crédito.
- "Historia General de los Peruanos" / Federico Kauffmann.
- "Introducción al Perú Antiguo" / Federico Kauffmann.
- "Los Mochicas" / Rafael Larco Hoyle.
- "Los Inca y el Antiguo Perú: 3,000 años de historia" / Centro Cultural de Madrid.
- "Patrimonio del Perú" / El Comercio.
- Complejo Arqueológico El Brujo / Fundación Wiese - INC.
- Museo de Arqueología de la Universidad Nacional de Trujillo.
- Museo Nacional de Arqueología y Etnografía Heinrich Bruning.
- Educared.Edu.Pe
- Perucultural.Org.Pe
- Wikipedia.Org

 

Fuente: PERÚ ECOLÓGICO


Comentarios
no ps k zhida informacion nomas no tiene los nombres de los centros ceremonialesRebotadoinvasor
Por Invitado
Lunes, 08 de marzo de 2010 | 18:54

buena info me sirvio para mi tarea es algo mui wueno

Por Invitado
Jueves, 15 de septiembre de 2011 | 19:53

Confundido Lo que yo quiero saber es que significado tiene Huari

Por Invitado
Jueves, 12 de enero de 2012 | 11:01

es basofia es tetoo que bueno que no muchos saben el sig. de esta palabra no dise lo que comiann es una mala paginaKAI Ardiendo Ardiendo Saludando ;) Saludando ;) Saludando ;) Saludando ;)  KAI Splat Splat llameante llameante llameante Demonio Demonio invasor invasor invasor mecanografiando mecanografiando mecanografiando fumando fumando tomatazo tomatazo indispuesto

Por Invitado
Miércoles, 25 de enero de 2012 | 17:32

aburridoooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooo oooooooooooooooooooooooooooooooooooo

Por Invitado
Miércoles, 18 de abril de 2012 | 17:13

Bastardo Kitty me sirvio para mi tarea

Por leslie
Miércoles, 07 de noviembre de 2012 | 14:05

di más ifo pero está supercaida de mandibulas Bailando

Por Invitado
Lunes, 26 de agosto de 2013 | 0:05